FAU en el mundo - Publicado el 08/05/2012 por Nicolás Orellana


La experiencia del Viaje

Cuando se me pregunta cuales son las obras de arquitectura que más han influido en mi formación, sin duda respondo; las casas donde he vivido, los lugares donde he estado. Aun cuando la imagen se ha vuelto el principal medio de difusión de la obra del arquitecto, creo que solo a través del habitar uno puede comprender la esencia de los espacios. De ahí la idea de viajar, de conocer distintas ciudades, de seguir creciendo como arquitecto.

En 2008, recién titulado, entre a trabajar en la oficina de Iglesis Prat, participando en proyectos de gran escala en distintas regiones del país. A la vez formaba parte del equipo docente del taller Sánchez. En el mismo periodo, con Eduardo Cid iniciamos una oficina de arquitectura independiente y en poco tiempo nos solicitaron varios encargos, lo cual nos ha mantenido muy motivados. Agradecido por las oportunidades que la vida me estaba dando, me encontraba en un buen momento de mi naciente carrera, sin embargo decidí dar un giro en mi proceso; Postule y me otorgaron una beca para estudiar en el extranjero, opte por Londres y a mediados del 2011 me vine a esta fascinante ciudad.

Londres es una compleja mezcla de culturas, historias, parques, museos, una muestra de renombrados arquitectos tanto contemporáneos como históricos, en resumen, una metrópoli que defiende un titulo de centro mundial. En cuanto a lo académico, en la ciudad se realizan un gran número de investigaciones en las más diversas áreas. Yo me encuentro estudiando un master en Estudios Avanzados de Arquitectura, en University College London, el cual se enfoca en la relación entre las configuraciones espaciales y el comportamiento de la sociedad, el cual me ha ampliado la manera de pensar los proyectos. Los profesores son de alto nivel, constantemente se realizan exposiciones y charlas de destacados arquitectos, existe un vinculo con otras carreras de la universidad, en fin, la educación que uno obtiene es muy valiosa. Sin duda la carga académica en la escuela también es muy alta, sin embargo, la formación entregada por la FAU me preparo para responder de buena manera ante las actuales exigencias, gracias a lo cual, hasta el momento he obtenido buenos resultados.

Por otro lado, no solo de la universidad y del entorno construido he aprendido en este viaje, al mismo tiempo he encontrado un interesante recurso de enseñanza en la mezcla cultural en que me encuentro inmerso, en un curso compuesto por compañeros de 14 distintas nacionalidades, la relación con ellos ha sido un enorme aprendizaje, entender los contrastes culturales o religiosos y tener el privilegio de generar lazos de amistad con colegas que nunca imagine conocer ha sido una importante influencia que no había contemplado recibir.

Pero no todo es positivo, cada viaje trae consigo la tristeza de las despedidas, aunque por consiguiente, al aumentar las distancias y el tiempo invertido, aumenta el aprecio y la valoración por quienes conforman tu vida, por los lugares que pertenecen a tu historia, uno asimila realmente lo hermoso que es nuestro país y la gente que lo conforma. Chile está muy bien catalogado en Europa, lo cual me enorgullece. Creo que el saber que toda despedida traerá consigo un reencuentro, mantiene viva las energías para continuar los caminos.

En cuanto a mis planes a futuro, he recibido una oferta de trabajo de una importante oficina de arquitectura británica, dedicada principalmente al diseño de aeropuertos, si todo resulta bien, permaneceré un tiempo más en este país ganando experiencia laboral, para volver a Chile con mas herramientas.

A los colegas de la FAU, les recomiendo que busquen las oportunidades para ampliar sus horizontes, nunca es muy tarde ni muy temprano para proponerse un cambio. Por otro lado, el vivir con asombro, descubrir algo nuevo, no cansarse de la admiración, ver la ciudad bajo los ojos de un explorador, son cualidades que pienso no debemos perder.

 

 






Título Año de titulación